7 de febrero de 2014
Cuando precisamos curar las infecciones fúngicas en nuestros hijos, provocadas por levaduras y otros hongos...


En lo que respecta a la mucosa bucal y digestiva, la estomatitis candidósica, llamada "muguete", se puede curar con la aplicación local y oral de la sinergia que se detalla a continuación:

TRATAMIENTO

- Aceite esencial de Geranio rosa: 2 ml
- Aceite esencial de limoncillo: 2 ml
- Aceite esencial de palmarosa: 1 ml

2 gotas en una cucharilla de Aceite vegetal de caléndula en boca y aplicar también alrededor de ésta. Repetir 3 veces al día durante 7-10 días.

CONSEJO


Reducir el consumo de alimentos azucarados y productos lácteos para evitar las fermentaciones propicias a la aparición de todo tipo de micosis en el aparato digestivo. La salud depende de la higiene alimentaria, por eso los alimentos son los mejores "medicamentos".

Las demás micosis cutáneas y ungueales (de las uñas) encontrarán una solución en la fórmula que se propone a continuación, con una aplicación local entre 2 y 3 veces al día en la infección durante 2-3 semanas. Este tratamiento consigue resolver este pequeño inconveniente la gran mayoría de las veces:

TRATAMIENTO

- Aceite esencial de palmarosa: 1 ml
- Aceite esencial de clavo: 1 ml
- Aceite esencial de niaulí: 2 ml
- Aceite vegetal de caléndula: 10 ml

Hablando de uñas, ¿cómo se puede desinfectar y aliviar una uña encarnada infectada y dolorosa? La sinergia que se propone a continuación es la apropiada: entre 2 y 3 aplicaciones locales al día para una curación rápida al cabo de 3 días:

SINERGIA

- Aceite esencial de canela de China: 1 ml
- Aceite esencial de menta piperita: 2 ml
- Aceite esencial de árbol del té: 4 ml
- Aceite vegetal de hipérico: 3 ml

0 comentarios