20 de enero de 2014
Orégano de inflorescencias compactas (Origanum compactum)


Se debe reservar un lugar especial a los aceites esenciales de orégano: Orégano de inflorescencias compactas / Marruecos (Origanum compactum), orégano verde de Grecia (Origanum heracleoticum), orégano de Turquía (Origanum onites), orégano de España (Corydothymus capitatus). Aunque el origen geográfico de los aceites esenciales extraídos de los oréganos sea diferente, su composición bioquímica es muy próxima una de la otra, y se caracteriza por la presencia de dos moléculas aromáticas principales en infectología (los fenoles): carvacrol y timol.

Raramente podremos encontrarlos en estado puro, pues su empleo exige precauciones a causa de su dermocausticidad (irrita la piel).

El aceite esencial de orégano se encuentra en forma de cápsula y predosificado. Tenemos así la posibilidad de emplearlo con toda seguridad para beneficiarnos de sus destacables actividades terapéuticas en infectología.

Sin duda en el próximo decenio se verán hacer como medicamento alguna cápsula de este tipo. La Aromaterapia tendrá entonces "su remedio alternativo" en lugar de los superconocidos antibióticos sintéticos.


ALGO DE BOTÁNICA

Originario de África del norte, el orégano de inflorescencias compactas aprecia los suelos ligeros en las costas montañosas y soleadas. Perteneciente a la familia botánica de las Lamiáceas (lavandas, tomillos, romeros, salvias, etc.). Esta planta aromática escogió por domicilio el entorno mediterráneo. Sus hojas verde oscuro, con un gusto picante, son ovaladas y puntiagudas, y sus flores se agrupan en inflorescencias compactas olorosas, de color rosa a rosa púrpura. La recolección y la destilación comienza en julio, y el aceite esencial será tanto más rico en fenoles, si el tratamiento de las sumidades floridas es tardío.

Parte destilada: La sumidad florida.

¿QUÉ MOLÉCULAS AROMÁTICAS?

Dos moléculas afenoladas se asocian para dar todo el poder al orégano: el carvacrol mayoritario (35-45%) y el timol (10-15%). Esta combinación molecular justifica la reputación de la eficacia de los oréganos en numerosas patologías infecciosas.

LAS PROPIEDADES TERAPÉUTICAS ESENCIALES

Su principal propiedad es, sin ninguna duda, su poderosa acción antinfecciosa, de amplio espectro. Antiparasitario, antidegradante, fungicida, bactericida, antiviral. El orégano es también un excelente inmu-estimulante y reforzará las defensas naturales debilitadas. Este aceite esencial es un tónico y estimulante general a nivel físico, mental y sexual. Es cálido, positivante (en términos de polaridades), Yang. Su interés adicional es la propiedad preventiva además de su acción curativa. Es por ello que su empleo es ampliamente difundido en diferentes circunstancias.

Las investigaciones han permitido poner en evidencia la acción antigenotóxica, siendo ésta la primera etapa en el prometedor camino de eventuales acciones anti-cancerígenas.

Finalmente, el aceite esencial de orégano, reduce la permeabilidad de las membranas intestinales y favorece una mejoría en caso de alergias y de estados inflamatorios.

PRECAUCIONES PARTICULARES

Las cápsulas de orégano no pueden ser administradas a niños menores de 4 años. A partir de esta edad y hasta los 10 años, la dosis debe reducirse a la mitad de la dosis adulta.

Las dosis elevadas y una duración prolongada del tratamiento no son aconsejables, ya que algunos pacientes podrían sufrir una sobrecarga hepática. Un consejo: respetar escrupulosamente la dosis, la posología y la duración del tratamiento. Para mejorar el confort digestivo, se recomienda tomar las cápsulas de orégano a medio comer con un poco de agua, de los contrario, tendremos siempre el gusto del orégano en la boca, como si hubiéramos comido una pizza.

PRINCIPALES INDICACIONES TERAPÉUTICAS

- Infecciones bucodentales: absceso dental, extracción dental (prevención). (++++)

- Infecciones de las vías respiratorias: sinusitis, otitis, anginas, laringitis, faringitis, rinofaringitis, bronquitis, neumonía y gripe. (++++)

- Infecciones cutáneas: absceso cutáneo, forúnculo, ámtrax, úlcera infectada, sarna, acné y tiña. (++++)

- Infecciones digestivas: diarrea infecciosa, disentería, amebiasis y flatulencia. (++++)

- Infecciones urinarias: cistitis y pielonefritis. (++++)

- Infecciones ginecológiocas: leucorrea, endometriosis y candidiasis vaginal. (+++)

- Infecciones linfáticas: adenitis e infecciones linfáticas. (+++)

- Riesgos infecciosos tropicales: tifoidea, hepatitis viral, paludismo. (++++)

- Astenia general profunda (+++)

- Enfermedad de Crohn, recto colitis hemorrágica. (+++)

* (++++) = Muy Recomendado

Entrada más reciente
This is the last post.

0 comentarios